lunes, 9 de mayo de 2011

¿SOMOS CULPABLES POR LO QUE VEMOS?


Suponiendo que fuera justo o inevitable (¿es en este caso lo mismo?), lo que Hillary Clinton vio, ¿su gesto la hace en algún sentido culpable o por el contrario en cierto sentido la disculpa?

29 comentarios:

pepep dijo...

No creo que sea lo más acertado preguntarse ante esta fotografía acerca de la responsabilidad sobre lo que que pueda estarse viendo. Más bien creo que la responsabilidad de quien aparece en ella debe circunscribirse al peso que en la previa -supuesta- discusión sobre la decisión de actuar en ese momento y de esa forma fue tomada por quienes perciben "el espectáculo": sus motivaciones reales, otras posibles alternativas consideradas, modo de realizar la actuación observada, etc.















Según yo pienso el horror que pueda reflejar una mirada no exculpa por sí mismo a quien la tiene, si ha sido cómplice de la decisión que ocasiona tal horror.

Anónimo dijo...

El gesto de Hillary es dramático,
de horror. ¿Éste la hace culpable,
la disculpa? Se ve que es una situa
ción que desborda a los actores,
cualquiera que haya sido su respon-
sabilidad. A Hillary la humaniza,
claro. Ha sufrido una dinamitación
de su racionalidad. Se la ve pasma-
da, a punto de desmoronarse.

Ptholome dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Ptholome dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Julia M. V. dijo...

En principio no lo tenía muy claro, pero después de darle varias vueltas, pienso: los políticos tiene que tomar decisiones, sean agradables o desagradables; y pueden incluso acertar o equivocarse; pero si Hillary viese las imágenes y no se inmutara, permaneciera fría, ¿no sería aún peor? ¿No la hace más humana horrorizarse? Para mí, en este caso la disculpa, ligeramente.

Por otro lado, ¿es correcta la decisión de actuar con tanta violencia para lograr la paz? ¿Ojo por ojo? En este caso, ¿el fin justifica los medios?

Ptholome dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Ptholome dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Ana María dijo...

La sensación que a mi me da al ver esta fotografía es que su rostro es una mezcla entre miedo, y que no sabe muy bien como va a terminar lo que está viendo, es una cara de angustia.

Creo que esta expresión la humaniza y en cierta manera la exculpa porque parece que no tenía previsto lo que ella estaba viendo, aunque en mi opinión en una situación así no se puede dejar nada, ni un segundo siquiera a la improvisación... es como si las cosas se les estuvieran escapando de las manos y no saben como van a salir, como si no estuviera realmente preparada emocionalmente para lo que estaba ocurriendo, por eso es una cara de angustia, y de miedo por si algo salía mal.

Ana Mª Morales

Ptholome dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Anónimo dijo...

Antes de nada aclarar que esa mirada está observando el fin de un ser despreciable, abyecto, sanguinario, miserable...-no sé si hacía falta aclararlo pero por si acaso...- Desaparece un individuo que ha asesinado a miles de personas. Pero no seamos cínicos: se nos llena la boca con palabras como Libertad, Justicia y Democracia y a la más mínima tiramos nuestros principios a la basura. La mirada de Hillary Clinton es la mirada de una persona que se siente RESPONSABLE de ejecutar a un asesino sin siquiera juzgarle. Si no fuera así no estaría sentada alrededor de esa mesa, acompañando a su presidente, Premio Nobel de la Paz, en la retransmisión en directo de semejante operación. Es más, es responsable y podemos pensar que, por encima de la ira acumulada y de la llamada a la justicia de todos los estadounidenses y finalmente de la celebración desmesurada que seguiría a los hechos, es consciente de que se trata de una operación 'ilegal'. Hillary Clinton, Secretado de Estado de Estados Unidos es participe y corresponsable de la ejecución de un asesino sin juicio.

Juanma

Anónimo dijo...

No sé si Mrs. Clinton considera justo el asesinato de Bin Laden y tampoco sé si considera justo verlo en directo. Pero creo que en ambos casos (me atrevo a decir) lo consideraría inevitable.
En primer lugar porque es un asesino, un terrorista sanguinario que ha causado miles de pérdidas humanas y que posiblemente prefería morir antes de que lo capturasen vivo. Y en segundo lugar porque ella ocupa el cargo de Secretaria de Estado.

¿Justo? pues a mi modo de ver no lo es. Por eso creo que justo e inevitable no es lo mismo. No creo que matar a nadie haga justicia, dicho sea de paso, estoy en contra de la pena de muerte.
¿Inevitable? Sí, creo que si.

¿Su gesto la hace culpable o la disculpa? Disculparla desde luego que no. Además no creo que ella quiera disculparse por ello ya que se toma capturar a Bin Laden como un deber al ser miembro del gobierno y un deseo (cumplido ya) como ciudadana estadounidense.

Cristina.

Ptholome dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Ptholome dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Anónimo dijo...

El asesinato del Bin Laden era inevitable, America y Obama (que gracias a eso va a ganar las proximos elecciones) lo necesitaba tanto. Los medios de la comunicacion de masas creaba un imagen de Bin Laden como el primer enemigo de todo mundo. En este caso aparecen incertidumbres infinitos. Realmente no sabemos nada de este hombre, todo que sabemos era dicho por los Americanos. Puede ser que el papel que jugaba Osama sea el mismo que las armas nucleares que "tenian" en iraq. EE.UU. necesitaban crear un enemigo. Echar la culpa a algien. Lo hicieron, lo mataron y fueron de fiesta.
Rado

Ptholome dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Anónimo dijo...

Para Ptholome.

Ptholome, hermano, ¿no podrías
dedicarte mejor a jugar a la pe-
tanca? !Qué colocones¡ Al profe-
sor Cejudo le has caido en la tóm-
bola.

Un abrazo.

Ptholome dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Ptholome dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Iván dijo...

Desde mi punto de vista el gesto no la hace más culpable ni la disculpa, simplemente es una persona que a partir de ese momento seguirá dando o apoyando órdenes pero que no querrá volver a ver cómo se ejecutan.
Creo que habría que ser muy poco sensibles, muy "fríos" para no sentirse preocupados, angustiados emocionados...ante la muerte o asesinato, como cada uno quiera, de una persona, por muy despreciable que esta pueda ser.
Es decir, no creo que la señora Clinton después de ver las imágenes pensase que deberían haber tomado otra decisión diferente a la que determinaron.

Charlie Brown dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Anónimo dijo...

Su gesto la culpa claramente. Ella, que está presente en la "operación muerte a Osama", sabía claramente lo que iba a pasar pero desde un despacho las órdenes son muy fáciles, sin embargo cuando se ven las consecuencias o el desarrollo de las mismas es cuando uno siente esa culpabilidad de la que hablamos. Su gesto la delata y aunque no sabemos realmente lo que piensa o siente, a mí me da la impresión que es consciente de la crueldad humana y sus últimas consecuencias.

JCARLOS C.

Anónimo dijo...

http://www.elpais.com/articulo/portada/presidente/poco/presidente/elpepusoceps/20110605elpepspor_3/Tes

La imagen - Juan José Millás en El País Semanal de 5/06/2011

Cristina

Anónimo dijo...

Cambiemos la fotografía, decía una vez Cela. Y es que el foco de la cámara se ha desplazado hacia otros puntos de atención en estos dias. Victoriosos, los chicos vuel-
ven a casa. ¿Hay quien crea que los
dramáticos acontecimientos del 9-S
no tuvieron nada que ver con la si-
tuación a la que se dirigía el mun-
do en pura quiebra y descalabro del
mundo financiero occidental? Sin el
contrapeso del comunismo los golfos
estuvieron cerca de treinta años ha
ciendo y deshaciendo a su antojo. En el año 1972 el actor George San-
ders vino a morir a España, en la
Costa Brava. Se hartó de barbitúri-
cos y dejó una breve y lacónica mi-
siva como despedida: -Hay os dejo
con vuestros líos en vuestra linda
cloaca-.

Anónimo dijo...

Hay por ahí. Y no sé cómo arreglar
lo.También alguna reiteración. Soy
un pardillo.

Juan Caballero Castro dijo...

Pienso que lo primero que hay que analizar en esta fotografia es lo que Hilary Clinton está viendo...

Suponiendo que se trate de algo ajeno a su elección como política, pienso que no debe sentirse culpable por ello, puesto que muchas veces en la vida, se nos plantea cosas, que aunque las pretendamos cambiar, no podemos aunque poseamos mucho poder...

Otra cosa muy diferente, es que el hecho, la muerte de Bin Laden, sea el resultado, de la elección de ella misma, de su marido y del gobierno al cual ella y su marido representan y del cual han sido responsables...

Creo, que en este caso, aunque no sea autora directa del crimen (No es el autor), sí que tiene responsabilidad como "Cooperador necesario", es decir, una persona que si no fuese intervenido, no se hubiese cometido el crimen, pero que su actuación es completamente necesaria para que se cometa el acto delictivo.

Tanto ella como su marido, son autores al ser cooperadores necesarios, otra cosa es que ella sienta horror, sólo de cara al público y no se le juzgue por "tratarse de un crimen de estado".

He de recordar que EEUU, ha seguido la "ley del Talión".Que tú creas una matanza en mi pais, yo te voy a invadir y voy a causar una mayor matanza de "¿talibanes?"

Juan Caballero Castro dijo...

Pienso que lo primero que hay que analizar en esta fotografia es lo que Hilary Clinton está viendo...

Suponiendo que se trate de algo ajeno a su elección como política, pienso que no debe sentirse culpable por ello, puesto que muchas veces en la vida, se nos plantea cosas, que aunque las pretendamos cambiar, no podemos aunque poseamos mucho poder...

Otra cosa muy diferente, es que el hecho, la muerte de Bin Laden, sea el resultado, de la elección de ella misma, de su marido y del gobierno al cual ella y su marido representan y del cual han sido responsables...

Creo, que en este caso, aunque no sea autora directa del crimen (No es el autor), sí que tiene responsabilidad como "Cooperador necesario", es decir, una persona que si no fuese intervenido, no se hubiese cometido el crimen, pero que su actuación es completamente necesaria para que se cometa el acto delictivo.

Tanto ella como su marido, son autores al ser cooperadores necesarios, otra cosa es que ella sienta horror, sólo de cara al público y no se le juzgue por "tratarse de un crimen de estado".

He de recordar que EEUU, ha seguido la "ley del Talión".Que tú creas una matanza en mi pais, yo te voy a invadir y voy a causar una mayor matanza de "¿talibanes?"

JUAN CABALLERO CASTRO

A spanish in Belfast dijo...

Acaban de poner, right now, un reportage en la TV inglesa sobre la operacion Geronimo que acabo con la vida de Ben Laden y donde se ve que la cara de la Clinton fue en un momento donde unos de los dos helicopteros que llevaba a los SEALs perdio el control y cayo estrepitosamente. Fue ese momento el que muestra la foto y la Clinton temio por la vida de los militares y no por la de Ben Laden (geronimo) que sucedio algo despues. Supongo que pronto se vera alli.
Tantas elucubraciones para esto...

Anónimo dijo...

....

Rafael Cejudo Córdoba dijo...

Ja, ja. Tienes razón, es lo que tienen las imágenes. Como son mudas, nos engañan tanto como las palabras. Lo que dices pone bien de manifiesto el poder de los prejuicios.

Rafael C.